JESUS QUE TE MIRE MUCHAS VECES PARA DARME CUENTA DE LO QUE ME AMAS

JESUS QUE TE MIRE MUCHAS VECES PARA DARME CUENTA DE LO QUE ME AMAS
PULSAR Y RECITAR LAS ORACIONES Y LAS PROMESAS DE JESÚS

jueves, 24 de junio de 2010

ORACIÓN POR LAS NEGLIGENCIAS DIARIAS


Padre Eterno, Yo Os ofrezco el Sagrado Corazón de Jesús, con todo Su AMOR, todos Sus SUFRIMIENTOS, y todos Sus MÉRITOS.

Primero - Para expiar todos los pecados que he cometido este día y durante todo mi vida. ¡Gloria al Padre, y al Hijo...!

Segundo - Para purificar el bien que he hecho mal este día y durante todo mi vida. ¡Gloria al Padre, y al Hijo...!

Tercero - Para suplir por el bien que yo debía de haber hecho y que he omitido este día, y durante toda mi vida. ¡Gloria al Padre, y al Hijo...!

Una religiosa clarisa, recién muerta, se apareció a su abadesa o Madre Superiora, mientras que la abadesa rezaba por el alma de la fallecida. En ese momento, la difunta habló, diciendo: "Yo fui admitida directamente al Cielo porque, mediante esta oración que yo rezaba todas la noches, se pagaron todas mis deudas."
(Con esta oración NO SE INTENTA RE-EMPLAZAR la Confesión.)

1 comentario:

Juan Pablo Herrera Letona dijo...

Este tipo de oraciones no sustituyen la Confesión Sacramental, sirven de complemento cuanto a la influencia de realización de nuestras almas intangibles quienes anhelan Pureza constante por ser Templos de Dios. Ahora cuanto a las Penitencias es bueno elegir alguna por cruda precaució, vivenciarla tratando de aceptar las molestias con incondicionismo relacionado a la purificación de nuestra propia alma. Las Penitencias inservibles para nosotros obvio que pueden ofrecerse en sufragio por algún alma del Purgatorio.